Apross sancionó a 20 médicos en San Francisco

Apross sancionó a 20 médicos en San Francisco

Provinciales
0

 

Aunque la mayoría de los pacientes ni siquiera consulta, las explicaciones utilizadas por una gran cantidad de médicos prestadores de la Administración Provincial del Seguro de Salud (Apross) para cobrar por encima del coseguro permitido son múltiples, o eso se desprende de distintas auditorías realizadas por la consultora Midoc Health sobre el servicio.

En enero de este año se actualizaron los coseguros pautándose para las consultas un valor de 60 pesos –que además tienen un pago de 133, 181 o 224 pesos que realiza Apross de acuerdo con la antigüedad del profesional–. Sin embargo los cobros a pacientes se duplican, se triplican y se cuadriplican según los casos.

La Voz pudo acceder a uno de los informes de la consultora, de marzo de 2018, en el que se refleja que el 51 por ciento de los pacientes comprendidos en la muestra pagó un plus, que en un 35,9 por ciento de los casos fue superior a 150 pesos, sobre el coseguro.

Si bien dicho documento está referido a las localidades de Arias, Corral de Bustos, Monte Buey, Los Surgentes, Isla Verde y Laborde, fuentes de la prestadora indicaron que el problema se extiende a toda la provincia.

De hecho, en una resolución del 9 de mayo pasado, Apross apercibió a 144 profesionales (de 13 localidades) por incumplimiento en la relación contractual de acuerdo con el régimen sancionatorio. Según detalló personal del Apross, el pago del plus en el coseguro es la principal falta, y a fines de octubre estaría saliendo una segunda etapa de sanciones que aumentaría considerablemente el número

Médicos del interior

“Se está en auditoría permanente. Tomamos las localidades con mayor presencia de afiliados y también donde había algunas denuncias –informales– por este tipo de cobro. Con los informes que llevan se notificaron por escrito los profesionales, y si vuelven a incurrir en el incumplimiento, la sanción será mayor. Desde lo económico a la suspensión, e incluso a la rescisión”, apuntó una fuente de la administración.

Si bien la maniobra de cobro plus es denunciada en localidades de todos los puntos cardinales de la provincia, se detectaron zonas con mayor cantidad de reclamos.

La localidad con más apercibidos en la resolución de mayo fue Río Cuarto (26), seguida por San Francisco (20), Las Varillas (19), Bell Ville (19) y Cruz del Eje (14), entre los que se encuentran, entre otros, pediatras, cirujanos, clínicos, gastroenterólogos y traumatólogos.

 

Además, del informe al que accedió este medio se desprende que, en Corral de Bustos, de 10 prestadores seis cobraron plus a algún paciente. En Laborde lo hizo un 33 por ciento del total de prestadores, y en Arias, la mitad.

 

Incluso en esta última localidad se dieron dos situaciones en que se determinó unilateralmente la rescisión de la prestación para dos profesionales –un hombre y una mujer–, aunque no una sanción, al no tener prueba contundente que permitiera aplicar el régimen.

 

Si bien desde el organismo provincial no dieron precisiones sobre el motivo de la cancelación de los profesionales, en la auditoría ambos figuran como “casos especiales” en los que pacientes afirmaron no haberse atendido la cantidad de veces que figuraba en su registro.

 

“En febrero me llamaron de la auditoría para preguntarme; les llamaba la atención mi situación. Me dijeron que tenía 65 consultas en un año, varias con especialistas, pero de ese total en realidad sólo 10 me había realizado. El resto eran con médicos que ni siquiera conozco, que no son de la zona, y acá nos conocemos todos”, indicó María Florencia Yakovy, uno de los “casos especiales” de Arias.

 

“Mientras me decían las consultas que me figuraban, hasta me mencionaban consultas en simultáneo con ginecólogos. Uno era el verdadero y el otro ni sabía que existía, en mi vida había escuchado de él”, agregó.

na particularidad de la auditoría es que, si bien muchos pacientes reconocieron haber pagado más de lo que se estipula, no pretende denunciar a los profesionales debido a que la atención brindada es buena, con una calificación promedio de 9,4.

 

“Esta referencia de cobro –plus– no empaña la calidad de atención médica, pero sí afecta la calidad del servicio de Apross. No tanto por los montos, sino por la sensación de que ‘todo se paga’. Es más, en algunos casos los afiliados se encargan de decir que no quieren denunciar al médico”, indica el reporte de auditoría.

 

Algo similar expresó Gustavo Aliaga, vocal del directorio de Apross, durante una reunión de la Comisión de Salud de la Legislatura de Córdoba en junio. Allí indicó que cuando les apuntan a los pacientes que hay un call center para denunciar el cobro de plus, les dicen que no lo van a hacer porque “es el médico de toda la vida”.

 

En dicha reunión se pidió que se especificaran el resultado de las auditorías de Midoc Health –por las que se pagan 2.500.000 pesos por mes– y las acciones que se llevaron a cabo a partir de las irregularidades detectadas. Sin embargo, según legisladores, la información no fue brindada.

 

Lo que se indicó, aunque no se especificó en números, es que de los controles realizados se resuelven sanciones de prestadores de acuerdo con la gravedad de la acción para corregir el comportamiento prestacional.

Para fines de octubre, Apross estaría emitiendo un segundo informe en el que aplicaría de modo más severo el régimen sancionatorio.

Según el artículo 16 de la ley de creación de Apross (9.277), el coseguro se dispone “a los fines de regular la demanda y de evitar excesos de consumo injustificables desde el punto de vista médico”.

 

Por qué casi no hay casos en la Capital

Gustavo Aliaga, vocal del directorio de Apross, explicó cuál es la explicación que la consultora le dio a la administradora sobre la concentración de las infracciones en el interior.

 

“Con esta empresa, el convenio es desde 2016 para realizar las auditorías que se hacen por una cuestión de estricto control de calidad sobre el servicio que les dan los prestadores a los afiliados. La relación es mucho más alta en el interior que en Capital (de cantidad de médicos a los que se les detecta el cobro plus). Esencialmente, la oferta controla esa irregularidad al haber mucha más oferta prestacional en los grandes centros urbanos; esas situaciones disminuyen mucho”, especificó el funcionario de Apross.

 

En las próximas semanas se conocerá el resultado de una nueva tanda de auditorías de Apross, que incluirían más sanciones a profesionales que cobran por encima de los valores estipulados de coseguro. En este listado sí aparecerían profesionales capitalinos, aunque otra vez en mucho menor cantidad que el caso de los del interior.

 

Varios profesionales justificaron (sin dar a conocer su identidad) el cobro de plus en que los valores que reconoce Apross por consultas y prácticas están entre un 200 por ciento y un 300 por ciento por debajo de los aranceles que considera ético el Consejo de Médicos de la Provincia de Córdoba, institución que aún no se pronunció sobre este tema.

 

Los coseguros autorizados por Apross

 

En febrero se actualizaron los montos por consultas.

 

Los valores vigentes este año de coseguro a cargo del afiliado de Apross fijan para las consultas clínicas o pediátricas el monto de 60 pesos. Las prácticas y estudios más habituales, como electrocardiograma o rayos, tienen el mismo costo adicional. Hay estudios de diagnóstico por imágenes que van de 80 a 90 pesos adicionales. La consulta por salud mental también tiene este valor: 90 pesos. La consulta en domicilio también viene con 90 pesos de plus.

 

Donde realizar denuncias:

Con el fin de asegurar la correcta atención de nuestros afiliados, le solicitamos que ante el caso de que alguno de los profesionales y/o instituciones mencionadas en esta cartilla, manifieste la intención de cobrar un ADICIONAL INDEBIDO (QUE SUPERE LOS COSEGUROS ESTABLECIDOS), o por otro lado, algún profesional informado en nuestra cartilla, exprese que no atiende por Apross, le solicitamos que nos lo informe a través de nuestro centro de Atención al Afiliado llamando al 0800 888 2776 o vía correo electrónico a [email protected]