LA INSPECCIÓN DE POLICÍA AMBIENTAL LE DIO LA RAZÓN A LOS VECINOS DEL MOLINO

LA INSPECCIÓN DE POLICÍA AMBIENTAL LE DIO LA RAZÓN A LOS VECINOS DEL MOLINO

Regionales
0

La Dirección de Policía Ambiental del Gobierno de Córdoba verificó que el Molino Boero  no posee la Licencia Ambiental obligatoria. Además constató dos irregularidades concretas, la liberación de efluentes y de partículas de polvo. Se dispuso el Cese Preventivo y Precautorio de estas conductas, de manera  urgente.

Según explicó el Director de Policía Ambiental, Adrián Rinaudo “en pocos días se debe verificar un cambio en la forma de trabajo”, lo que incluiría solucionar los problemas detectados y también iniciar el trámite para la obtención de la Licencia Ambiental.

Cabe destacar que la llegada de la Policía Ambiental a Devoto, se produjo este miércoles,  a partir de la reiteración de denuncias de los vecinos.

Los inspectores pudieron constatar en el lugar, que los reclamos no eran en vano: el Molino Boero estaba descargando efluentes, sin autorización, en un canal público y, además, operaba sin utilizar ningún tipo de filtros en sus mangas, que impidieran la liberación de partículas al ambiente, en el momento de la descarga de las semillas.

Ante este cuadro de situación, verificado en el lugar, fotografiado y filmado; la Dirección de Policía Ambiental labró un Acta de Constatación, intimando a la empresa a resolver rápidamente la situación de los efluentes y a controlar la emisión del  particulado; mientras, paralelamente,  gestiona la Licencia Ambiental.

Cabe destacar la importancia de esta Licencia Ambiental que la empresa no posee: se trata de un estudio amplio, complejo, que implica la realización de una Auditoría de Ambiente, en la que se establecen requisitos específicos en relación al impacto ambiental, que se debe cumplir para poder seguir instalados en el lugar en dónde están.

Según explicó Rinaudo “no atentamos en contra de la fuente de trabajo sino que solicitamos hacer las modificaciones o adecuaciones necesarias, para  poder trabajar en ese lugar, que está ubicado dentro de la zona urbana”.

Además destacó que “por el tenor de esa denuncia necesitamos que vayan trabajando rápidamente, por lo que volveremos, en unos 7 o 10 días, a verificar los cambios de procedimiento”.

De no cumplir la empresa con lo solicitado;  la Dirección de Policía Ambiental está facultada para hacer cesar, de manera completa, la actividad de la planta molinera.

Con respecto a la denuncia de los vecinos sobre supuestos olores a agroquímicos, el Director de Policía Ambiental informó que “se ha constatado que a una parte del cereal que llega se le hace un tratamiento con un producto químico que eso ya es competencia del Ministerio de Agricultura, se le va a correr vista para que ellos vean si es correcta esta acción”.

Devoto Digital