Locales

Durante el fin de semana, el Taller de Piemontés recorrió las capillas chacareras de la zona

El pasado sábado 22 de septiembre 2018, el grupo de alumnos del Taller de Piemontés que dictan Ana María Filipa Garbarini y Norberto Alisio, realizó el recorrido de las Capillas Chacareras.

¿CUÁL ES EL RECORRIDO DE LAS CAPILLAS CHACARERAS?

En esta ocasión se visitaron cuatro capillas que se ubican en los campos de Colonia Iturraspe y Freyre. Las capillas pertenecen a familias de ascendencia italiana que fueron construidas en agradecimiento por milagros y como muestras de fe. Aún hoy, las familias Godino, Carignano, Bergero, y Alisio mantienen estos modestos espacios de oración y celebran misas cada año. Las construcciones datan de los años 1893 a 1921.

En cada una de las capillas del recorrido, familiares de los dueños fundadores esperaban al contingente para darles la bienvenida, contar la historia familiar, y amablemente ofrecer café y dulces. Se repartieron estampillas con oraciones a los santos y el grupo de estudio rezó el padre nuestro en piemontés en cada capilla. El fin de la visita se celebró con un cálido agasajo y excelente asado en la casa paterna de la familia Alisio, donde actualmente las generaciones más jóvenes viven y trabajan con ahínco en su tambo ejemplar. Además, en el lugar se crían aves de todo tipo.

CADA FAMILIA TIENE SU HISTORIA… Y CADA CAPILLA CUMPLE UN ROL FUNDAMENTAL EN NARRARLA

Remontándose a los duros inicios de los inmigrantes italianos que vinieron a poblar estas tierras, para después convertirse en prósperos habitantes, Norberto Alisio destaca la importancia de transmitir a los más jóvenes la necesidad de ser agradecidos, y a través de las capillas seguir con la tradición de la fe.

CAPILLA DE SAN VALERIANO de la familia Godino. (Colonia Iturraspe)

FAMILIA NUMEROSA

La Sra. Delia Godino, miembro de la familia, cuenta que su abuela Godino tuvo 24 embarazos de los cuales sobrevivieron 15 hijos. Sólo una vez tuvo mellizos. Una foto dentro de la capilla atestigua la cantidad de descendientes. De ahí los comentarios que surgían en comparación al tamaño de esta familia con dichos como “familia más grande que los Godino, que eran 24.” “La nona siempre decía eso, que ella se había salvado, y mientras Dios le daba hijos ella compraba. Así que compró 24”.

HISTORIA FAMILIAR

“La abuela tenía 15 años cuando se casó, y el abuelo 30” – comentan Delia y una hermana. La múltiple progenitora murió un 29 de agosto de 1943, creen que a los 66 años. Se pasó gran parte de su vida en el estado de embarazo. La “tía Elena tenía tres hijos”, y la madre de Delia (hija de la “Abuela”) ya tenía dos hijos, cuando la abuela compró la hija menor – detalla Delia.

EL MILAGRO

Originario de la localidad de Cumiana (Torino), cuando el bisabuelo vino de Italia, trajo el estandarte de San Valeriano. En un tiempo de cosecha, la abuela estaba sentada debajo de un árbol en la casa paterna de los Godino, dentro del sector donde se encuentra la capilla ahora. Ella ya tenía 5 hijos, y estaba embarazada de su hija Yolanda (quién también construyó una gruta en Freyre). Ese día, a la sombra de un árbol, la abuela observaba mientras los niños jugaban. Los hombres cosechaban cuando repentinamente se escaparon los caballos con todas la bolsas arriba “y los laderos” (como le dicen, acota Delia), y venían directo sobre la abuela y los chicos que estaban jugando en la tierra. Entonces la abuela empezó a gritar, mover las manos, sacudir el vestido y tratar de salvar a sus hijos. La historia cuenta que los caballos se asustaron, y desviaron su camino. La abuela expresó que construirían una capilla en agradecimiento a Dios por haber salvado sus vidas.

EL ENCARGO Y LA LLEGADA DE LA IMAGEN DEL SANTO

Una vez terminada la cosecha, el peón italiano que le ayudaba al abuelo Segundo, le había avisado a su patrón sobre el deseo que tenía por volverse a su país. El abuelo le dio el dinero que habían logrado en la cosecha para que en Italia, su peón encargara y mandara la estatua de San Valeriano, la cual

está hecha de la madera de una planta de higo- según dicen. Mucho tiempo pasó antes de que el Santo llegara a Colonia Iturraspe. Aparentemente, el motivo fue que la higuera no estaba seca para que se tallara la imagen del santo, y eso demoró el encargo. Finalmente, el aviso de una carta hizo que el abuelo Segundo fuera a buscar a la estatua de San Valeriano a la estación de tren. La imagen había sido cuidadosamente transportada en un cajón. La Abuela tuvo su santo y, muy cerca a la fecha de la fiesta del casamiento de la primera hija mayor- “la Nena”- decidieron erguir la capilla. Narra Delia que a esa altura la abuela “esperaba” al Tío Desiderio (por ser el décimo hijo), que no había más camas, y que el abuelo fabricó la cuna para el bebé que iba a nacer con el cajón que transportó al Santo.

UNA CUNA GENERACIONAL

“Después ahí nacieron todos los demás, después siguieron naciendo. Después durmieron (en la cuna) mis hermanas un poco mayor que yo, y la última que usó la cuna fui yo” cuenta Delia – quien es la menor de los once hijos dentro de su propia historia familiar. Cuando se fueron a vivir al pueblo, lamentaron el desuso del cajón de cedro que había servido de cuna, y fue por ello que el padre de Delia utilizó la madera para hacer las puertitas de la mesada de piedra.

DATOS SOBRE LA ESCULTURA

El Santo fue tallado por el artista Antonio Paniza en 1907 en Cumiana, que se ubica dentro de la provincia de Torino. Un dato curioso es que a la figura del santo casi no se le ha realizado ninguna mantención, “está tal y cual” nos cuenta Delia, “con excepción de una sola vez que se había rayado y le pasaron una pintura”.

FESTEJO DE SAN VALERIANO

Según nos cuentan en la visita, San Valeriano se celebra el 15 de diciembre pero en la capilla se festeja todos los años durante el segundo domingo de octubre, “porque son muchos primos” y en esa fecha se les hace más fácil realizar la misa. En esta zona, a San Valeriano se le atribuye ser protector de las piernas. Con la narración de Delia nos enteramos que Valeriano era un soldado romano que se separó de su grupo. Él cruzó las montañas escapando de los otros romanos que lo querían matar. En un salto de su caballo, el jinete

soldado cayó sobre su rodilla sobre una piedra que aún hoy guarda ese recuerdo.

En Italia, Delia tuvo la oportunidad de visitar la capilla donde se casaron los bisabuelos. También conoció el monumento de San Valeriano, y la piedra donde el Santo cayó arrodillado en Cumiana. Desde Colonia Iturraspe hicieron un estandarte que llevaron a Italia, y el sacerdote de Cumiana se enteró de que en tierras argentinas también se veneraba una imagen del santo.

ANÉCDOTA FUTBOLERA DE PUEBLO

Cuentan que en una ocasión, un equipo de fútbol de Freyre vino caminando a pedir ayuda a San Valeriano para ganar un partido… ¡¡¡y ganaron!!!

CAPILLA DE SAN JORGE de la familia Carignano. (Colonia Iturraspe)  – 1921

Esta capilla es la más nueva y fue construida con fines educativos y para inculcar la religión católica.UN CENTRO DE ENSEÑANZA Y CATEQUESIS

Una pariente de Jorge Carignano recibe al grupo visitante y comenta que el Maestro Jorge Carignano fue reconocido en la zona por su dedicación a la enseñanza y por ser el primer varón nacido en la colonia.

LA ESCUELA DE CAMPO

Jorge Carignano había hecho sus estudios primarios en el Colegio Manetti de Pilar en Las Colonias (Santa Fe). Por los conocimientos que había adquirido, los vecinos le pidieron que se dedique a la docencia para los niños del lugar; y así comenzó la escuela de campo con pupilos. El maestro Carignano empezó a dictar sus clases – que también incluían clases de catecismo – a 58 alumnos. En 1921 se construyó la capilla que sirvió luego para que los chicos tomaran su primera comunión, y también se celebraran casamientos. Recién llegado a Freyre, el Padre Cucinelli rezó su primera misa allí.

SAN JORGE, EL SANTO DE LA CAPILLA

El día del San Jorge se celebra el 23 de abril. La imagen del santo guerrero muestra a los pies de su caballo a un dragón verde que representa el demonio vencido.

CAPILLA DE SANTA ROSA DE LIMA de la familia Roggero. (Freyre)

VECINOS DE LA ZONA

María Cristina Roggero recibe a la gente y explica la historia familiar. El esposo de Cristina, el fallecido Sr .Raúl Roggero, ha contribuido entusiastamente en el Hermanamiento de Freyre con Italia. El abuelo del marido de Cristina era nieto de José Roggero y Mariana Paviolo, quienes fueron los primeros dueños de la capilla.

Aunque en ruinas, muy cerca del lugar donde se encuentra la capilla todavía se puede observar la casa paterna de más de 100 años.

HISTORIA FAMILIAR

José Roggero y su esposa Mariana Paviolo llegaron desde la provincia de Santa Fe a la zona de Freyre en el año 1886. Este era paso obligado de los viajeros que venían desde Buenos Aires y Santa Fe con destino hacia el norte. Cristina explica que “por aquellos años, no había caminos, ni casas, ni sembrados, era todo churqui”. En aquel entonces, ellos arribaron con sus dos hijos que eran niños de apenas uno o dos años. Luego radicados aquí, tuvieron cinco hijos más.

Aún se conserva la tradición de celebrar la misa en la capilla, y es por eso que cada una de las cinco familias que conservan la capilla “se encarga de todo”. También, la familia cuenta con un libro escrito por el abogado Eliseo Roggero que relata los comienzos de la población en esa época.

CONSTRUCCIÓN DE LA CAPILLA Y CELEBRACIÓN DE SANTA ROSA

En la fachada de la iglesia se lee: Santa Rosa de Lima – Patrona de América -1893. La patrona de Colonia Cello es Santa Rosa y lo que llevó a la construcción de la iglesia era pedir ayuda a la Santa, haciendo una promesa para impedir una plaga. Hace 125 años, se empezó a celebrar la novena de Santa Rosa en la capilla. Cada vez que llegaba el 30 de agosto, celebraban la misa; y luego almorzaban y festejaban con baile todos juntos: parientes, vecinos y empleados. Durante el 31 de agosto, también se oficiaba una misa para los familiares muertos, y la bendición de los campos.

En los primeros tiempos, durante esa tarde también se llevaba a cabo la procesión con la imagen de Santa Rosa en el campito aledaño, al sur de la construcción. Para la celebración de los 100 años de la capilla se volvió a hacer la procesión por el mismo lugar. Por tradición, en la procesión cuatro adolescentes (de edad aproximada a la de la joven Santa Rosa) llevan la imagen de la Santa, y niños pertenecientes a la familia llevan farolitos y la cruz.

TRADICIÓN QUE SE CONSERVA: POSTRES CASEROS

Para los festejos, era usanza preparar comida casera, y aún hoy los familiares mantienen la tradición de juntarse y comer postres hechos por ellos mismos en casa.

ESTATUA E IMAGEN DE SANTA ROSA

En la capilla se puede observar una estatua que data de los primeros años del siglo 20, y se cree que la imagen de Santa Rosa que se expone en la pared principal fue traída de Italia.

DETALLE PARTICULAR

María Cristina Roggero cuenta que, también allí, se dictaban clases con maestros contratados especialmente para que les enseñen a los niños a leer y escribir.

CAPILLA DE SAN CHIAFFREDO de la familia Alisio. (Colonia Iturraspe)

 

MUCHOS ALISIO

En la visita a las capillas el Sr. Norberto Alisio y su esposa Dora, junto con el Sr. Eres Alisio acompañaron a los excursionistas. En este lugar Norberto hace de anfitrión y con su amena narración llena al visitante de datos interesantes.

BREVE RESEÑA DE SAN CHIAFFREDO: EL SANTO ES UN GUERRERO

El día de San Chiaffredo se celebra el 7 de septiembre. San Chiaffredo pertenecía a la orden de los Mauricianos. Era uno de los soldados de San Mauricio de la legión Tebana que fueron perseguidos por ser cristianos. El emperador romano los quiere hacer renunciar a su fe. Ante el rechazo de los mismos, busca eliminarlos, y San Chiaffredo (al igual que San Mauricio) sufre el martirio escapando por una ladera de los Alpes.

La región de Staffarda es Mauriciana y católica. Cuenta Norberto que Esteban Alisio fue empleado de los Mauricianos, en un lugar de caza donde los reyes Vittorio Emanuele y Humberto Primo solían ir a practicar la caza, al pie de la montaña.

El santuario principal está en situado Crissolo al pie de Monte Viso – una montaña en V que deja identificar su cruz desde muchos lugares. El lugar donde está el santuario es donde se cree haber encontrado los restos de San Chiaffredo.

En 1986, durante los festejos del centenario de San Francisco, el sacerdote de Crissolo vino a dar una misa en piamontés. Este cura es muy reconocido, y es apodado el “Papa del Mont Viso” porque subió el monte en reiteradas ocasiones (15 veces aproximadamente); y es también socorrista de montaña.

HISTORIA DEL FUNDADOR  y FUNDACIÓN DE LA CAPILLA DE SAN CHIAFFREDO

La capilla fue fundada por Esteban Alisio, tatarabuelo de Norberto y bisabuelo del Sr. Eres Alisio. Este inmigrante vino de Italia con toda la familia: Simón, José, Antonio, Domingo y Catalina. En sus viajes de reconocimiento a Italia, Norberto descubrió que probablemente sus antepasados vivían en buenas condiciones en Staffarda, cerca de Saluzzo. Mediante la información que nos da Norberrto, aprendemos que entro de la comuna de Revello, también se haya una gran iglesia de ladrillo y un galpón grande con los costados al descubierto, donde se realizaban las ferias y mercados.

Después de asentarse, la familia de quien sería el fundador de la capilla a la Argentina, tiene dos hijos más: Francisco y Rosa.

Simón el hijo mayor de Esteban es el bisabuelo del Sr. Norberto Alisio. El bisabuelo Simón junto con su familia construye la capilla en agradecimiento a varias circunstancias fortuitas. Una de ellas – cita Norberto- es que una noche cuando se levanta para ir a hacer sus necesidades, sorprende a los matreros en un intento de ataque contra la precaria casa donde habitaba la familia. Estos huyen, a sabiendas de que Alisio estaba armado con un rifle Winchester (que la familia aún conserva) mientras que ellos sólo contaban con armas blancas. En otra ocasión, los matreros intentaron atacar a un hijo de Alisio pero no lo logran.

Con el tiempo, los Alisio progresan económicamente y – al igual que otros colonos – compran tierras a José Bernardo Iturraspe. Cuenta Norberto que su propio abuelo fue carretero y era el encargado de transportar las bolsas de harina al molino de San Francisco que pertenecía a Iturraspe – a quien el abuelo conoció personalmente y describió como un “hombre de barba y muy enérgico”.

Esteban y su hijo mayor Simón Alisio, viajan a Saluzzo (Italia) para comprar la imagen de San Esteban. Al no conseguirla, se deciden por la imagen de San Chiaffredo, el cual es el santo patrón de Saluzzo (cuyo cráneo de plata se conserva bajo la cripta del domo de Saluzzo). Adquieren la imagen de San Chiaffredo y la traen a Argentina. Esta estatua pesa más de 100 kilos. La base y el Santo están hechos de madera en su totalidad. Los Alisio traen la imagen desde Italia, y construyen la capilla y la casa paterna en 1894.

El día de San Chiaffredo se celebra el 7 de septiembre, pero en la capilla siempre se ofrece una misa todos los primeros sábados de septiembre.

Años atrás, Catalina, una de las herederas del campo donde se encuentra la capilla, vende las tierras junto con su esposo, y por un tiempo hay problemas legales por la pertenencia de la capilla. Finalmente se llega a un acuerdo con los nuevos dueños del campo que reconocen y delimitan que la capilla es propiedad de la familia Alisio.

EN LA ACTUALIDAD

El mantenimiento de los cuidados de la capilla recae en Horacio- otro Alisio. Con excepción del abuelo de Norberto, los hijos de Simón se fueron a estudiar a Buenos Aires y en su mayoría se quedaron a vivir en Buenos Aires. Sólo las familias de Norberto, Eres y (hasta no hace mucho) “otro” Esteban se hacen cargo de la capilla que está a nombre de los Alisio.

CURIOSIDADES

  • En la capilla había una campana utilizada especialmente para llamar a los feligreses a misa– muchos de los cuales se reunían en un boliche cercano a la capilla.
  • Cuentan que cerca de la capilla vivía una curandera – apellidada Lombardo- y que gente de todos lados venía a verla. Muchos bromean con que la gente no sabía a quién atribuir finalmente los milagros.
  • En esta zona se realizaban fiestas, bailes, carreras de embolsados y carreras de caballo. El “rayero” era la persona designada para dar el fallo de quien resultaba ganador al final de una carrera de caballos. Por ser considerado una persona de confianza, el “tío Ignacio” era muchas veces forzado a tomar parte de juez en la decisión final. Otra vez, también existió una carrera “para ver quién salía último”, que consistía en cambiar los caballo para que cada jockey monte el animal de otro jinete en la corrida.
  • Durante la novena, en la procesión cuatro jóvenes solteros tenían que transportar la imagen del santo y la cruz.
  • En la capilla descansan las cenizas de un familiar, y hay tierra del santuario de San Chiaffredo. También en la capilla, se encuentra información sobre la hierba de San Chiafreddo que sólo se consigue en la zona italiana de Saluzzo.
  • Se puede observar que en la capilla hay colgadas muletas de larga data, y hay quienes lamentan el hecho de que se perdió mucho material. Aparentemente se descartaron imágenes que se exponían en la capilla por un requerimiento de la Iglesia.
  • San Chiaffredo es el protector de los soldados y muchos iban a pedir “salvarse de hacer el servicio militar”.
  • DOM es la inscripción que se encuentra en la capilla y hace referencia a “Deo Optimo Máximo” (“Dios el mejor y el más grande”)- frase que se tomó y se utilizó por el cristianismo para la construcción de muchas iglesias renacentistas en Italia.
  • El artista Oscar Bolaño trabajó una vez en la reparación de la capilla.

 

Marina Barrios nota para Radio Estación FM 102.5 – www.radioestacion.com.ar

COMPARTIR
AHORA MIRANOS EN VIVO LAS 24 HORAS
Escúchanos las 24 hs Online