Estudiantina: Carta de un abuelo para la Promo 2020

Estudiantina: Carta de un abuelo para la Promo 2020

Locales
0
Nito Bertorello, periodista jubilado.
Nito Bertorello escribió una reflexión muy interesante para su nieto que atraviesa el último año del secundario.
 
“De un abuelo para la Promo 2020:
(En especial para mi nieto Nazareno del Instituto Pablo VI)
El drama de los abuelos separados de sus nietos por la pandemia es, en realidad, también el drama de los nietos separados de sus abuelos, toda vez que ha afectado anímicamente, tanto en los más jóvenes como a los mayores. En general, un papel muy central en las familias a la hora de cuidar a los nietos; o sea, la forma tan abrupta conque el coronavirus obligó a acortar esta relación.
El confinamiento que nos aflige y nos azota, no sólo obligó a proteger a los más mayores, grupo de alto riesgo de contagio y con más tasa de mortalidad, sino que dio pie a una serie de medidas de distanciamiento social que afectó de manera muy especial a la relación entre los abuelos y los nietos. O entre los nietos y sus abuelos. Y dentro de esta pandemia que parece nunca terminar, están los chicos, nuestros nietos, la mayoría están cursando el 6º año, el último de la secundaria, y están viviendo la incertidumbre total sobre si van a continuar dictándose las clases presenciales, algo que según las últimas informaciones lo dan por descontado.
Mi nieto pertenece a la Promo 20 del Instituto Pablo VI, y a esa incertidumbre se le suma el hecho de que no podrán realizar el tan ansiado viaje de fin de curso, como tampoco la celebración de la Primavera, clásico encuentro donde la Promo iba a presentar su bandera, campera y remera, que ellos mismos habían realizado. De ello se desprende que tampoco habría fiesta de despedida, con cena y baile incluido, algo que durante todo el año junto a sus padres estuvieron organizando.
Yo como abuelo que soy, le digo a mi nieto, alcanzado por esta situación, que tenga paciencia, que esta pandemia algún día va a terminar y podrán llevar a cabo ese tan ansiado viaje de fin de curso…. Mientras tanto, deben pensar que hay otras cosas para disfrutar. Son jóvenes y tienen mucha vida por delante, no como nosotros (los abuelos), que ya estamos transitando la recta final de la vida, y que la sonrisa de un nieto, es la mayor vitamina para el alma de un abuelo. (Nito Bertorello, periodista jubilado).”