Internacionales

Netanyahu desata un vendaval al vincular a los palestinos con el Holocausto

EL PRIMER MINISTRO ISRAELÍ DESENCADENÓ UNA EXTENDIDA CONTROVERSIA DESPUÉS DE AFIRMAR QUE UN LÍDER PALESTINO DE LA ÉPOCA DE LA SEGUNDA GUERRA MUNDIAL INSTIGÓ EL EXTERMINIO DE LOS JUDÍOS POR EL RÉGIMEN NAZI DE ADOLFO HITLER.

[divider][/divider]

Especialistas y sobrevivientes de las masacres nazis, e incluso miembros del gobierno israelí, vituperaron los comentarios de Netanyahu como históricamente inexactos y por considerar que hacen el juego a los negacionistas del Holocausto al aliviar la responsabilidad de Hitler y de los nazis.

Otros críticos dijeron que las declaraciones del premier nacionalista incitaban al odio contra los actuales palestinos justo en medio de la peor ola de violencia y tensiones en Israel y Palestina desde la ofensiva israelí del año pasado contra la Franja de Gaza.

En un discurso dado anoche ante dirigentes judí­os de todo el mundo, Netanyahu aprovechó una anécdota histórica para ilustrar sus afirmaciones de que lo que califica como «incitación» de los palestinos relativa al lugar más sagrado de Jerusalén, la Explanada de las Mezquitas, se remonta a varias décadas.

En los últimos días, el jefe de gobierno ha insistido en que una ola de recientes ataques palestinos no está vinculada con los 48 años de ocupación militar israelí de las tierras internacionalmente reconocidas como integrantes de Palestina, como afirman los palestinos, sino con años de odio.

«Netanyahu deberí­a dejar de usar esta tragedia humana para anotarse puntos para sus objetivos polí­ticos»
Saeb Erekat, de la OLP
Según dijo Netanyahu, Hitler no querí­a «exterminar» a los judí­os sino «expulsarlos», pero fue convencido de la «solución final» por el muftí­ de Jerusalén, Haj Amin Al-Husseini, con mentiras de que los judíos querían destruir el Monte del Templo, como éstos últimos llaman a la Explanada de las Mezquitas.

«Hitler en esa época no querí­a exterminar a los judí­os sino expulsarlos. El muftí­ fue y le dijo: ‘Si los expulsas, vendrán a Palestina’. ‘Qué deberí­a hacer’, preguntó, y el muftí­ le contestó: ‘Quémalos'», afirmó Netanyahu sobre un encuentro que Al-Husseini mantuvo con Hitler en Berlín en noviembre de 1941.

El lí­der de la oposición israelí­, Isaac Herzog, dijo que se trata de una «peligrosa distorsión». «Pido a Netanyahu corregirla inmediatamente porque minimiza el Holocausto … y la responsabilidad de Hitler en el terrible desastre de nuestro pueblo», resumió la agencia de noticias ANSA.

En Facebook, Herzog recordó que «el hijo de un historiador deberí­a ser preciso sobre la historia. Netanyahu olvidó que no sólo es el primer ministro de Israel, sino el primer ministro del gobierno y del pueblo judí­o. Hay un solo Hitler, concluyó.

Por su parte, en un comunicado firmado por su secretario general, Saeb Erekat, la Organización para la Liberación de Palestina (OLP) afirmó que «Netanyahu odia tanto a los palestinos que está dispuesto a absolver a Hitler del asesinato de seis millones de judí­os durante el Holocausto».

«Netanyahu deberí­a dejar de usar esta tragedia humana para anotarse puntos para sus objetivos polí­ticos», concluyó Erekat.

Las declaraciones, con las que Netanyahu supuestamente explicaba la existencia de los crematorios en los campos de extermino nazis, indignaron incluso al titular de Defensa de Israel, Moshe Yaalon, su ministro más próximo.

«Al Husseini se encontró con Hitler en 1941, por supuesto que no fue él quien inventó la solución final», señaló en declaraciones a la radio militar en las que recordó que toda la persecución nazi comenzó mucho antes, en 1935.

Otro diputado, el laborista Itzik Shmuli, exigió al primer ministro que se disculpe «personalmente» ante los supervivientes del Holocausto, informó la agencia de noticias EFE.

«¡El jefe del Gobierno de Israel al servicio de los negacionistas del Holocausto…! !Eso si que no lo habí­amos visto hasta ahora! No es la primera vez que Netanyahu deforma los hechos históricos pero una mentira de esta envergadura es algo nuevo», afirmó Shmuli en declaraciones a la servicio de noticias Ynet.

Los polémicos comentarios del primer ministro llegaron en un momento particularmente delicado, justo el mismo día en que viajó a Alemania y se reunió con la canciller germana, Angela Merkel.

Antes de abordar su avión hacia Berlín, Netanyahu intentó hoy aplacar el clamor de sus crí­ticos, pero se mantuvo inconmovible en su acusación al muftí­ de Jerusalén, algo que reiteró luego en conferencia de prensa conjunta con Merkel en la capital alemana.
«Hitler es el responsable del Holocausto(…) Está muy claro que fue el responsable del aniquilamiento de seis millones de judíos», declaró en Berlín junto a la jefa de gobierno alemana.

No obstante, recalcó que el mufti «apoyó la solución final» y que «hay testimonios que demuestran» que presionó a Hitler y a los nazis para que la aplicaran.

Merkel, por su parte, no se refirió directamente a los dichos iniciales de Netanyahu, pero los rechazó indirectamente al asegurar que «no hay razón para cambiar» la visión alemana de la historia sobre la «responsabilidad» del nazismo en el exterminio de judíos.

En Israel, Dina Porat, la principal historiadora de Yad Vashem, la institución oficial israelí para el recuerdo de las víctimas del Holacausto, dijo que Al Husseini quería que Hitler incluyera a los judíos de Palestina en sus planes de exterminio.

«De todos modos, esto no significa que haya sido quien le dio la idea a Hitler de deshacerse de los judíos. (Hitler) No necesitaba al muftí para que le dé la idea», señaló.

La presidenta de la organización de los sobrevivientes del Holocausto, Colette Avital, dijo que los sobrevivientes estaban «desconcertados» por las palabras de Netanyahu.

No es la primera vez que Netanyahu se pronuncia de esta manera. Ya en 2012, durante un discurso ante la Knesset (parlamento israelí­) habí­a asegurado que Al Husseini fue «uno de los principales arquitectos» de la «solución final», recordó el diario israelí Haaretz.

Telam

COMPARTIR
AHORA MIRANOS EN VIVO LAS 24HS
Escúchanos las 24 hs Online