Provinciales

Por año, 300 cordobeses buscan “work and travel”

Por año, 300 cordobeses buscan “work and travel”

Con la intención de mejorar el idioma, conocer otra cultura, traer dinero y, sobre todo, de vivir­ en otro país, lejos de casa y por más de 15 días, son más de 300 los jóvenes que parten todos los años desde Córdoba en alguno de los programas del tipo “work and travel” (trabajar y viajar), “work and study” (trabajar y estudiar) o “working holiday” (trabajo y ­vacaciones).

Los destinos se repiten: Estados Unidos, principalmente, Nueva Zelanda y Australia y algunos países europeos como Irlanda o España. ¿De qué se tratan estos viajes y a quiénes apuntan?

El primer requisito es ser joven.­ Es decir, tener entre 18 y 28 de años, de acuerdo al lugar y tipo de programa del que se trate. El segundo, tener un nivel de inglés de intermedio a avanzado. No son experiencias para cualquiera, si no para un público preparado.

En algunos casos exigen ser un alumno terciario o universitario regular, estar a punto de recibirse o tener un título. Hay que tener el dinero para afrontar el costo del pasaje y del programa, que luego se recupera allá.

Pero principalmente, estos ­viajes apuntan a jóvenes dispuestos a hacer de la experiencia algo enriquecedor. “Los resultados dependen más del que viaja que de todo el soporte que le damos. A la experiencia la construye el chico en un 80 por ciento. Lo que nosotros ofrecemos son herramientas para facilitar el recorrido”, explicó Celeste Mussetti, gerente general de Alexandría Viajes y Alexandría Joven.

Work and Travel. Es el programa más difundido y lo da el gobierno de Estados Unidos. Participan estudiantes terciarios y universitarios con un nivel intermedio de inglés. “Lo calificamos mediante una entrevista previa, antes de iniciar todo el proceso”, explicó Martín Barseghian, director de ventas de la firma de ­Midland Travel.

En el sitio de la embajada de Estados Unidos aclaran que hace falta tener al menos aprobados todos los exámenes del primer cuatrimestre de la carrera. Funciona únicamente en época de receso universitario, es decir, de diciembre a abril y los participantes sólo tienen permitido trabajar en ese período.

“Son trabajos temporales. La mayoría va a centros de sky, que funcionan en esas fechas. Además, la intención es que además los chicos hagan un intercambio cultural real. Tienen actividades pautadas, extras al trabajo”, explicó Barseghian.

La mayoría se desempeña en el área de turismo y hospitalidad: desde el mostrador de un hotel, a un rental de sky, o también como mozo o ayudante de mozos. El contacto con los clientes depende del nivel de inglés de cada uno.

Son entre 30 y 40 horas semanales y los chicos cobran suficiente dinero como para recuperar el costo del viaje (deben pagar el pasaje, la Visa, la gestión de la agencia, que ronda los 1.800 dólares) y también para pasear antes de regresar a Argentina, para hacer compras o traer ahorros.

“Los primeros lo hacían para traer dinero. Ahora los jóvenes buscan abrir la cabeza, tomar nuevas ideas, que sirva como experiencia personal y para el futuro laboral también”, afirmó el directivo.

Otras opciones

Trabajar en un campamento. Este programa está más orientado a chicos con alguna vocación ya desarrollada, como profesores o estudiantes de educación física, ayudantes en escuelas de verano, etcétera. “Van a trabajar a campamentos de verano en Estados Unidos por dos meses, en nuestro invierno. Este grupo de jóvenes tiene que tener un muy buen nivel de inglés”, dijo Celeste Mussetti.

No tienen que ser estudiantes necesariamente, y es para chicos de 18 a 28 años. Pagan el costo del programa, que es de 500 dólares, además del pasaje y allá tienen alojamiento en el campamento.

Práctica profesional. El programa de pasantías en Estados Unidos apunta a estudiantes avanzados de una carrera o recién graduados que quieren hacer una práctica profesional rentada, relacionada con su profesión.

Se requiere un nivel avanzado de idiomas. Mussetti dijo: “Lo que pretende el espónsor es que vayan a aprender, no a ocupar un puesto. Un arquitecto que acá hace, por ejemplo, diseño de jardines, no puede ir a hacer lo mismo en Estados Unidos. Una vez superada la instancia de aprendizaje deben rotar. La idea es que esté en constante aprendizaje”.

El plazo va de dos a 18 meses, como máximo. Además del costo del programa, que depende del período del viaje, los que participan deben bajar pasaje, estadía y comida. Pero estas pasantías son rentadas y mejor pagas que un Work and Travel.

Otros destinos. En los últimos años surgieron otros destinos atractivos, como Nueva Zelanda, Australia, Irlanda o España.

Irlanda ofrece un “work and study”, con un plazo máximo para quedarse de un año. Son 12 semanas de un curso de inglés y de preparación para el ámbito laboral, y luego se puede trabajar. El nivel de inglés al iniciar puede ser medio o medio bajo. El programa cuesta alrededor de 1.600 pesos.

Irlanda no tiene un cupo limitado como Nueva Zelanda y Australia. “Para toda Argentina dan unas 800 visas al año, se sortean y no es fácil aplicar”, dijo Celeste Mussetti. Estos programas se llaman “working holiday” y habilitan al joven para trabajar en el exterior durante un año.

Los paquetes que ofrecen acá incluyen el traslado, el hostel de tres a siete noches, reuniones informativas, charlas y clases para aprender a armar el CV y aplicar para un trabajo. Todos los trabajos están asegurados.

También hay pasantías disponibles en España para estudiantes de las carreras de Turismo, Hotelería y Gastronomía. Duran de tres a seis meses y son para jóvenes de 18 a 30 años. El pago es de 200 euros mensuales y el costo del programa es de casi mil dólares, además de pasajes y otros gastos.

Más detalles de estos programas

Trabajo asegurado. Los gobiernos organizan estos programas porque necesitan gente para trabajos temporales. Generalmente son trabajos enfocados al servicio.

Costos. Desde 585 dólares a 2.900 euros. Además, hay que afrontar el costo del pasaje y, en algunos lugares, la estadía. El dinero que se consigue trabajando alcanza para cubrir esos gastos.

EE.UU. Su embajada tiene en su sitio información de este tipo de programas, requisitos para obtener la Visa. Y, además, tiene un listado de las agencias “oficiales” que los ofrecen y se puede filtrar por provincia.

La Voz del Interior

COMPARTIR
AHORA MIRANOS EN VIVO LAS 24 HORAS
Escúchanos las 24 hs Online