Provinciales

Abogados marcharon mientras judiciales continuaron de paro

Abogados marcharon mientras judiciales continuaron de paro

Un grupo de abogados se manifestó ayer por las calles de la ciudad de Córdoba para reclamar al Poder Judicial la reapertura de los edificios de tribunales. La marcha estuvo liderada por el expresidente del Colegio de Abogados de Córdoba, Héctor Echegaray, oposición de la actual conducción de la entidad profesional.
En diálogo con la prensa, Echegaray consideró que “los ciudadanos necesitan una justicia efectiva”. Y afirmó: “La justicia del teletrabajo no brinda garantías y avance a los procesos”.
Cabe recordar que las sedes judiciales de toda la Provincia fueron cerradas el 20 de marzo, como consecuencia de la cuarentena dispuesta en el país, y luego algunas reabiertas en etapas.
Precisamente hoy está previsto que se habiliten las dependencias de Alta Gracia y Jesús María y que mañana se pongan en marcha los tribunales de Río Segundo y Villa Carlos Paz. De esta manera, todos los tribunales habrán quedado efectivamente habilitados, salvo los ubicados en la ciudad de Córdoba.
Para descomprimir la situación en esta capital y reactivar las causas, el Tribunal Superior de Justicia (TSJ) habilitó este lunes las notificaciones y dispuso la creación de una oficina de recepción de expedientes. En la misma sintonía, el Alto Cuerpo habilitó la posibilidad de la ratificación de las fianzas en forma remota. De esta manera, se agiliza el procedimiento y se evita la presencia de abogados en barandilla.
Dichas medidas formaron parte de los reclamos que sostiene el Colegio de Abogados, junto con la rehabilitación de los plazos procesales y la reapertura de los tribunales de la ciudad de Córdoba, siguiendo los protocolos sanitarios.

Medidas de fuerza
Mientras tanto, luego de 48 horas de paro determinado por la Asociación Gremial de Empleados del Poder Judicial (AGEPJ), ayer éste concluyó. Tuvo un alto acatamiento, según precisó Federico Cortelletti secretario General del gremio.
La AGEPJ celebró que además del pago del 10% adeudado desde diciembre de 2019, anunciado por el TSJ muy pocas horas antes del comienzo de la medida de fuerza, también se renovaron 38 contratos de empleados que, según el sindicato, iban a rescindirse.
“No es coincidencia sino fruto de la incansable lucha de todas y todos los judiciales que a las 17 horas de un día feriado y en la víspera de un paro de 48 horas nos comuniquen el pago del 10% adeudado que venimos reclamando hace cinco meses y medio”, expresó Cortelletti.

COMPARTIR