Provinciales

Municipales cordobeses ganan 86,5% más que los rosarinos

La reciente publicación que dispuso la Municipalidad de Córdoba de su nómina de empleados, con nombre, DNI y salario básico, aportó un primer rayo de luz sobre datos que no estaban disponibles para la evaluación pública, como sí lo están desde el pasado martes en el sitio https://gobiernoabierto.cordoba.gob.ar

La novedad central fue la difusión pública de los nombres de los agentes, lo que puso en estado de rebelión al Suoem, que ayer inició protestas y prepara una presentación judicial. Aduce que se violaron la intimidad y datos personales de los trabajadores.

Las escalas salariales consignadas por el municipio son apenas un punto de referencia acotado, al tomar sólo los sueldos básicos.

Esa es la cifra que reciben en el bolsillo, sobre la que sólo falta impactar los descuentos individuales (en los casos que corresponda) por el Impuesto a las Ganancias.

Asimismo, el costo laboral promedio (lo que le cuesta cada empleado al municipio), trepa a 64.455 pesos, o sea un 173 por ciento más, siempre respecto del básico que se publica en la web.

 

Son los números hacia adentro del municipio y revelan la magnitud real del costo salarial de cada mes, que es el principal gasto de la administración.

Esos datos, como quedó dicho, complementan la “foto” de los datos que dio a conocer el intendente Ramón Mestre, con el resto del “álbum” que muestran las planillas de recursos humanos.

El intendente dijo ayer que ambas informaciones tendrán un empalme total dentro de siete meses, cuando ya esté funcionando a pleno el nuevo liquidador de haberes instalado hace 35 días.

Esa herramienta permitirá disponer en tiempo real y subir a la web los salarios netos, brutos y costo laboral de los municipales, según afirman desde el Ejecutivo.

Hoy, al menos como tarea periodística, a ese rompecabezas hay que armarlo con paciencia.

Igual, los datos así obtenidos no dejan de sorprender cuando se los contrasta con los de –por ejemplo– la Municipalidad de Rosario.

Esa ciudad nos aventaja en plazos y nivel de detalle de la publicación de nóminas salariales: lo practican hace años (así lo impone una ordenanza de 2002) y con datos desagregados que Córdoba recién estaría en condiciones de igualar –según afirman en el Palacio 6 de Julio– a fines de este año.

Pero el abismo mayor se refleja en los números. El salario neto promedio (lo que les queda en el bolsillo) de los municipales rosarinos es de 22.120 pesos. Sus pares cordobeses, con un neto promedio de 41.265 pesos, cobran salarios superiores en un 86,5 por ciento.

La brecha, de por sí elevada, se amplía aún más cuando lo que se compara es el costo laboral total por cada empleado: es de 30.682 pesos en Rosario y 64.455 pesos en Córdoba, con una diferencia de nada menos que el 110 por ciento.

Nada como a ese número a la hora de graficar la pesada mochila que carga el estado municipal en Córdoba

Una aclaración imprescindible: para la comparación se tomaron datos de la planilla salarial de abril último de la Municipalidad de Córdoba, y de enero pasado en el caso de Rosario, que es la última publicada por ese municipio.

De este modo, la diferencia de costos podría achicarse muy ­parcialmente imputando eventuales mejoras salariales que hayan obtenido los municipales ­rosarinos entre febrero y abril, pero sin modificar estructuralmente la ecuación.

La Voz del Interior
COMPARTIR
AHORA MIRANOS EN VIVO LAS 24HS
Escúchanos las 24 hs Online