Nacionales

La «Luna de sangre» se observó en Argentina

El fenómeno no se repetirá hasta 2033

[divider][/divider]

Un eclipse total de luna, que presentó un espectáculo singular ya que coincidió con el punto de órbita más cercano del satélite a la Tierra, fue visto en todo el país y el resto del continente, por lo que se lo pudo apreciar teñido de color rojizo y de un brillo especialmente intenso.

El Planetario de Buenos Aires y otros en el interior del país pusieron a disposición del público telescopios y en el caso del primero también pantalla gigante y música.

Cientos de personas, muchas de ellas en familia, se acercaron este domingo por la noche a avenida Sarmiento y avenida Figueroa Alcorta, en la ciudad de Buenos Aires, para apreciar el fenómeno.

Si bien el próximo eclipse de luna se podrá ver en la Argentina el 27 de julio de 2018, un espectáculo similar, con la llamada «superluna», por su proximidad a la Tierra, se repetirá en 2033. El último había sido en 1982 y en un siglo se produjeron solamente cinco.

Pasadas las 21 de ayer comenzó el eclipse con el ingreso de la luna en la penumbra de la Tierra, aunque se lo pudo observar a las 22:07, cuando se ubicó «a casi 40 grados de altura sobre el horizonte noreste» y se introdujo en lo que los astrónomos llaman la «umbra», que es la «parte central del cono de sombra terrestre».

Así la Tierra fue cubriendo el disco lunar que fue de a poco oscureciéndose, hasta que a las 23:11 la luna quedó «completamente sumergida en la umbra terrestre» y se produjo la «totalidad del eclipse», dijo.

A las 23:47, el satélite quedó iluminado por un débil tono rojizo, un fenómeno provocado por la refracción de luz solar causada por la atmósfera terrestre.

A las 00:23 comenzó a observarse la claridad nuevamente en la Luna, que poco a poco fue tomando su color habitual hasta completarse a la 1:27 para el ojo humano y recién fue definitivo por medios mecánicos a las 2:22.

Infobae

COMPARTIR